jueves, 1 de noviembre de 2012

Top películas para este día de muertos.

Hoy voy a recomendarles algunas películas mexicanas (clásicas de esta temporada) para que vean por la noche, tal vez les dejen los pelos de punta, Buaaaaaa, buaaaaa, buaaaaaa, comenzamos con:


Hasta el viento tiene miedo.

Vale la pena ver la cinta original del año 1968 (no la tontera moderna que hicieron de esta película con una actriz mexicana, que, hablando en serio, se la pasa enseñando el cuero en cada cinta que protagoniza) dirigida por Carlos Enrique Taboada.
La historia se lleva a cabo en las instalaciones de un internado para señoritas, Claudia (una estudiante de aquella escuela), es atormentada por el fantasma de una joven de nombre Andrea, la segunda se suicidó tiempo atrás luego de enterarse que su madre había muerto, Andrea no pudo despedirse de ella, ya que la directora del internado no le permitió salir. Sucede que gracias al fantasma, Claudia y sus amigas se quedan castigadas en la escuela. Pronto sucederán eventos que cobrarán la vida de...





Macario

Esta extraordinaria película ha sido reconocida con numerosos premios debido a su historia y fotografía.
Fue dirigida por Roberto Gavaldón y cuenta la vida de un indio llamado Macario, es en extremo pobre y uno de los mayores deseos en su vida es poder comer un guajolote completo, no compartirlo con nadie, saciar el hambre que lleva cargando toda la vida, eso es lo que más desea. Entonces su esposa tiene la oportunidad de hurtar un ave, ella lo cocina y se lo ofrece a su marido. Macario se marcha al monte, contento porque al fin se cumplirá su deseo, sin embargo le hacen frente dios y el diablo, ellos le piden un bocado pero el indio se los niega, diciéndole al primero que él tiene todo y al segundo que es un embustero porque es probable que desee para el dueño del guajolote algo maligno a cambio. Finalmente se topa con la muerte y a él si le ofrece una pieza, el huesudo hombre le pregunta a Macario por qué compartió su comida con él y no con los demás, a lo que el pobre hombre responde que le dio una pieza porque reconoció en el rostro de la muerte el hambre que siempre ha padecido. En recompensa, la muerte le regala un tanto de agua milagrosa y es por ese líquido que Macario se verá envuelto en una serie de problemas.
Sin duda es una cinta hermosa que nos cuenta que, efectivamente, la muerte es un sueño.




Más negro que la noche

La tía Susana a muerto y ha nombrado como única heredera de todos sus bienes a su sobrina Ofelia, pero, hay una condición para que la muchacha tome posesión de la casa (a donde decide mudarse con tres de sus amigas) y esa es que cuide de Becker, un gato negro que había sido la compañía de su tía por mucho tiempo.
Las amigas de Ofelia repudian al gato, sin embargo Ofe hace lo posible por cuidarlo tal y como deseaba su tía, sin embargo el gato desaparece y cierto día la joven rubia encuentra el cadáver del animal tirado en los sótanos de su hogar, Ofelia entierra a Becker en el patio. Los días avanzan y en la casa comienzan a suceder eventos para nada normales, las amigas de la sobrina de Susana comienzan a morir, el terror se apodera de la última víctima, quien le confiesa a Ofelia que fueron ellas las que asesinaron al gato a golpes (pues Becker mató al canario de una amiga) conmovida, Ofelia llora y le reclama a su amiga que su acto fue cruel y ahora si comienza a creer que el fantasma de su tía esta cobrando venganza por la muerte de Becker.





Veneno para las hadas

Verónica es una niña de unos diez años de edad, tiene una torcida imaginación que es alimentada por cuentos de brujas y encantos negros que le cuenta la cocinera de su casa, a su escuela ingresa Flavia, ella es el opuesto de Vero, no cree en la magia ni nada, ella asiste a clases de piano, pero no le gusta, entonces Verónica le propone que realicen un encanto para que la maestra de Flavia se pierda con los muertos, coincidentemente, la maestra muere y Flavia cree que su amiga tiene poderes malignos, para evitar que vero le haga daño, la niña obedece todo lo que le ordena la otra.
Verónica busca elaborar un veneno que asesine a las hadas, mientras la traumada mente de Flavia tiene otros planes para terminar con la bruja que vive en el cuerpo de su amiga.




Y bueno, por hoy es todo, saludos.



Por: Noodle Kattepón Váiz.
Imágenes: Recopilación fuentes diversas.
Dibujo: Noodle Kattepón Váiz.